Matricería y Moldes

¿Sabías que...

El Citroën 2 CV fue uno de los primeros modelos de esta marca que desarrolló la tracción delantera, en una época en que todos los vehículos se movían mediante tracción trasera.

Un proceso consiste en una secuencia de actividades convenientemente planificadas y/o realizadas en las que intervienen diversos medios, con objeto de conseguir un producto final elaborado de la máxima calidad, cumpliendo las especificaciones requeridas en los planos, en el menor tiempo y coste posibles, así como todos los estándares de Seguridad Laboral.

Los procesos más comunes son los procesos de fabricación de piezas, llamados también procesos de trabajo, los procesos de montaje y/o desmontaje de conjuntos mecánicos y los procesos de control de calidad de piezas y/o de verificación de maquinaria.


Procesos de trabajo y procesos de montaje

En los procesos de trabajo se gestionan y controlan los recursos humanos y los medios productivos, los tiempos de montaje y fabricación para cada fase, subfase y operación, entre otros aspectos. Para ello se utiliza un documento en formato papel o en soporte digital, conocido con el nombre de hoja de proceso.

En este documento se plasman las características del producto a elaborar y la información necesaria para su fabricación, indicando los pasos u operaciones a realizar y su secuencia lógica, las máquinas y los utillajes que intervienen, los cálculos técnicos necesarios, las herramientas a emplear y sus características.

Las hojas de proceso pueden presentar diferencias en cuanto a formato y contenido dependiendo de la empresa y del tipo de producto a elaborar. No obstante, su función es siempre la misma: consignar los pasos a seguir para fabricar una pieza o para montar un conjunto; desde la provisión del material en bruto o de los distintos componentes, hasta que se obtiene el producto final.

Al elaborar la hoja de proceso es preciso calcular los datos y parámetros de trabajo necesarios para su realización.

En una hoja de proceso no hay lugar para la improvisación.


Por tanto, toda hoja de proceso deberá indicar los siguientes datos:

  1. El plano o imagen de la pieza o conjunto.

    Cuando la pieza a representar contiene un acotado complejo según el espacio que se dispone, es preferible reproducir solamente una imagen y adjuntar un plano debidamente acotado a la hoja de proceso.

    Cuando se trate de un proceso de montaje y/o desmontaje de un conjunto, deberá representarse un esquema a tal efecto y consignar mediante letras y/o números las partes que lo componen.

  2. Los datos que definen e identifican la pieza y el propio proceso, así como el propietario y el equipo o persona responsable del documento.
  3. Los equipos de protección individual (EPI's) a utilizar.
  4. Los números de fase, subfase y operaciones a realizar, con una breve descripción y con un croquis (siempre que éste aporte información añadida).
  5. La/s máquina/s y/o utillaje/s a utilizar.
  6. Los datos técnicos de las operaciones a realizar.
  7. Las herramientas de trabajo y/o de control, con las características que las definen.
  8. Los tiempos de preparación y de ejecución para cada fase, subfase y operación.
  9. Un capítulo de observaciones en el que anotar aquellos aspectos a remarcar.
  10. Un cajetín en el que se indiquen las modificaciones realizadas sobre el documento.